Etiquetas

, ,

89754-325-428

Título: Intemperie
Autor: Jesús Carrasco
Año: 2013

Opinión personal

Llegué a “Intemperie” a través de esta magnífica reseña de Emilio Alcorze. Amparada por una editorial tan potente como es Seix Barral no dudé en lanzarme a ella y ver qué era lo que Jesús Carrasco estaba ofreciendo (y de paso ver el motivo por el cuál tanto se está hablando de su opera prima).

La historia narra la huída de un niño sin nombre (la novela es totalmente impersonal, sin un solo nombre propio que identifique a los protagonistas o los lugares donde se desarrolla la trama). Lo que inicialmente parece una simple travesura se irá tornando poco a poco en un pasado tormentoso, violento y cruel. Un pasado que le obliga a escapar a un futuro incierto y peligroso en un entorno no menos peligroso y deshumanizado.

Si por algo destaca la narrativa de Jesús Carrasco es por su dominio de la lengua. Con un vocabulario casi infinito y adecuado a cada objeto (muchos de ellos relativos al campo), elemento paisajístico, etc. Carrasco define perfectamente las escenas. Y es precisamente algo derivado de esto lo que menos me ha gustado del libro. El libro apenas tiene 220 páginas pero hasta la mitad del mismo no ocurre nada interesante. El autor se prodiga mucho (demasiado, para mi gusto) en las descripciones y utiliza demasiado las comparaciones. Tanto que he de reconocer que esta primera parte se me hizo bastante pesada. A partir de entonces la historia gana dinamismo y se transforma en un relato brutal y descarnado que no dejará indeferente a nadie, con un final que, personalmente, me ha encantado.

La intemperie le había empujado mucho más allá de lo que sabía y de lo que no sabía acerca de la vida

Conclusión

Libro muy bien escrito y una historia muy dura aunque abuse de lo descriptivo en muchas ocasiones. Por tanto no es un libro apto para todos los públicos. Si tu tipo de lectura está enmarcada en la literatura ágil o más tipo Best-seller no te recomiendo “Intemperie”. Si te gusta todo tipo de libros y quieres probar algo diferente, acércate a él porque te sorprenderá.

Como nota final dirigida especialmente a los editores de Seix Barral: creo que las comparativas entre autores son peligrosas. Es un flaco favor para Jesús Carrasco decir que es una mezcla entre Miguel Delibes y Cormac McCarthy o incluso Faulkner. Una cosa es que narre una historia dura en un entorno rural y otra que eso te convierta automáticamente es tamaños genios de la literatura universal.

Cito esta frase del propio Jesús Carrasco en una entrevista:

Hablar es sencillo. Lo que es objetivamente desmesurado es hacer este tipo de comparaciones, ya veremos si algún día llego a la suela de los talones de Faulkner. Es un ídolo.

Pero claro, como escribió Octave Mirbeau, el negocio es el negocio, así que supongo que es una estrategia puramente comercial.

Anuncios