Como primera entrada en esta categoría de “Lecturas recientes” diré, en mi defensa, que no pretendo que esto sea una sección de crítica literaria. Primero por mi falta de conocimiento profundo sobre el mundo de las letras y segundo porque no me gusta poner nota a nada y menos a algo tan personal como es un libro.

Dicho lo cual, empiezo por la primera lectura reciente:

Título: La playa de los ahogados
Autor: Domingo Villar
Año: 2009

“La playa de los ahogados” de Domingo Villar se ha quedado en mi pequeño rincón de libros a recomendar.

El pescador Justo Castelo aparece muerto en la playa de un pequeño pueblo de la costa gallega. Todo apunta a un suicidio pero algo no cuadra: sus manos están atadas.

La historia, desde el principio, me ha enganchado. Su protagonista, un lacónico y derrotista inspector que responde al nombre de Leo Caldas, se ha ganado mi simpatía prácticamente desde la primera página. El autor ha conseguido que me imbuyera en la Galicia pesquera y a pesar de no ser ningún lobo de mar en ningún momento he sentido que me perdiera con los nombres técnicos de los aparejos varios de un barco. Otro de los aspectos que me ha gustado es la capacidad de Domingo de mantener varias hipótesis sobre el autor del crimen prácticamente hasta la última página. Me ha resultado terriblemente divertido y frustrante a la vez montarme todo tipo de teorías (con prácticamente todos los protagonistas) solamente para ver que al final no he acertado con ninguna…

Resumiría el libro como muy entretenido. De esos de zamparte en dos tardes de sofá.

Anuncios